Responsive VS Adaptativo


Zama | 10 Feb 2017 | Diseño y Tendencias Diseño Responsive VS Adaptativo

Es un hecho, en 2016 el tráfico web desde dispositivos móviles superó por primera vez en España al tráfico desde ordenadores de sobremesa.

¿Por qué este éxito?

Ante esta tendencia no hay vuelta atrás, y muchas marcas han descubierto que sus páginas webs no están optimizadas para smartphones y tablets. A la lista de propósitos primaverales, junto a apuntarse al gimnasio y aprender inglés, llega el de renovar tu sitio web para que sea completamente compatible y funcional con cualquier dispositivo. Y aquí aparece la gran duda: ¿Qué es mejor para mi marca? ¿Una web responsive? ¿Una adaptativa? ¿Una app?

¿Qué es una web responsive?

Es aquella que presenta la vista más óptima de un site sin importar el dispositivo en que el usuario la está viendo. Para ello, partiendo de una sola maquetación (una sola web), redimensiona y recoloca los elementos respecto a una retícula fluida que se adapta a cualquier tamaño de pantalla.

Diseño responsive vs adaptativo-02

¿Y una web adaptativa?

En el diseño adaptativo, por otro lado, no hay una sola maquetación. Existe un diseño distinto para cada tipo de dispositivo (cada una es una web separada en si), y la versión que se carga para el usuario depende del dispositivo desde el que se conecta.

Pros

Adaptativo

  • Se envía solo la información necesaria para ese dispositivo. Eso hace que la carga sea más rápida y consuma menos datos.
  • Al tener un diseño por cada dispositivo, logramos que la experiencia del usuario sea única , distinta y mucho más ajustada a sus necesidades.

Responsive

  • Solo se necesita crear un único diseño para la web.
  • El diseño que veremos será muy parecido en todos los dispositivos.
  • El precio de desarrollo es menor que el de un diseño adaptativo.

Contras

Adaptativo

  • El coste es más elevado porque se ejecutan varios desarrollos diferentes.
  • El SEO puede dar problemas, porque en teoría las URLS se duplican y triplican (os habréis fijado que las urls de los sitios Mobile adaptativos suelen empeza por “m.nombreweb.com” o “mobi. nombreweb.com”

Responsive

  • Enviamos más información de la necesaria, disminuyendo la velocidad de carga.
  • Quién mucho abarca, poco aprieta: A veces la maquetación fluida no funciona muy bien estéticamente en algunas resoluciones.

¿Y cuál es mejor para mi?

Por un momento pareció que el diseño responsivo era la solución. Al fin y al cabo se desarrolla un solo website que cubre cualquier tamaño de pantalla, y eso reduce costes y tiempos. Pero esa tendencia ya no parece tan clara.

La idea es que no navegamos igual desde el smartphone que desde un ordenador de sobremesa. No lo hacemos en los mismos momentos, no buscamos las mismas cosas y no interactuamos igual con una web dependiendo del dispositivo en que la vemos.

Un ejemplo: es muy común consultar tiendas online en el smartphone, e incluso elegir un artículo, pero la tendencia no es acabar la compra, sino a hacerlo al llegar a casa, con el ordenador de sobremesa, por una falsa idea de “mayor seguridad”.

Un sitio de noticias o un blog usará un diseño responsivo porque su contenido es muy dinámico y variado. En cambio es más probable que la web de un hotel necesite un diseño adaptativo para hacer la reserva de habitaciones una experiencia única.

En Zama creemos que elegir uno u otro es una cuestión estratégica, sin respuesta fácil y nunca general porque depende sobre todo del cliente, su público y la intención de su web. Pero si lo que queremos es ofrecer la experiencia más adecuada, (y sobre todo, más efectiva, que “convierta”) el diseño adaptativo nos permite hilar más fino e incluso ofrecer un mejor resultado visual.

¿Y una App?

Eso da para otro post entero. Pero en principio la idea básica que hay que entender es que una App nunca reemplaza a una Web. Son dos cosas distintas, dos canales muy diferentes con fines diferentes. Una APP debe tener una intención concreta, y unas funcionalidades especiales que no consiguen el mismo resultado con un desarrollo web, mientras que la web es más general, más corporativa.

¿Te ha parecido interesante? ¡COMPÁRTELO!